El Pian de Vicente Cipolatti giró en Rafaela

Tras su recostrucción por los efectos de un incendio en 2020, se hizo presente la unidad que ganó las 500 Millas de 1963.

Miguel Paez

Miguel Paez

Periodista desde 1990.

Aquella dramática jornada del 5 de febrero de 2020, cuando el espacio en donde se exhibía en la ciudad de Sunchales tomó fuego y quemó en gran parte el Pian Chevrolet que utilizó en Fórmula 1 Mecánica Argentina Vicente Cipolatti, quedó ya en el recuerdo, y fue exhibida en la Plaza Libertad, en la intersección de Avenida Hipólito Yrigoyen y Estanislao López, de la ciudad santafesina.

La exposición contó con un desfile de autos clásicos y allí se lució el Pian Chevrolet que utilizó Chente Cipolatti hasta 1969 en F1-M.A., logrando vencer en las 500 Millas de Rafaela, en 1963.

Luego, el coche fue trasladado hasta el Aeródromo de Sunchales, propiedad de Sancor Seguros, en donde «se simularó lo que eran las cenas de la ‘Peña El Cacique’ que era la que construía y fomentaba la asociación de la gente para seguir al Pian Chevrolet«, indicó Enzo Olocco, directivo de Sancor Seguros, en diálogo con Carlos Alberto y Jorge Luis Legnani.

Prueba en el óvalo rafaelino

Tras aquél incendio se gestó «Proyecto 11», encabezado por Leonardo Collino, mecánicos, colaboradores y el respaldo de Osiris Trossero, dirigente del Automóvil Midget Club Sunchales y Silvio Fontanini, presidente del Club Atlético de Rafaela, con el objetivo de recuperar, reparar y restaurar cada parte de su carrocería y elementos que conforman la mecánica del auto y ponerlo en condiciones.

Semanas atrás, y con Collino al volante, el Pian volvió a pisar el óvalo de Rafaela, en donde el motor Chevrolet Apache 235 rugió, con una mecánica similar al que contaba en 1963, y piezas modernas en su mecánica. «Todos los elementos funcionaron exitósamente«, manifestaron los integrantes del proyecto.

«Sentí mucha paz. El auto muestra que está hecho para este trazado. Transita las rectas y las curvas como danzando. Cuando más lo acelerás, mejor se siente«, señaló Collino, quien orilló los 180 Km/h. en los sectores veloces del mítico óvalo de 4.662,60 metros.

Archivado en:

Facebook
Twitter
LinkedIn
Hide picture